Acumuladores

No sé si habrán visto éste programa del Discovery Home&Health, una serie que penetra en el mundo de éstas personas, conocidas como hoarders, las cuales desarrollan un apego excesivo a las cosas que las rodean, impidiéndoles tirar o desechar nada por innecesario o absurdo que pueda ser.

Por supuesto el programa aborda realidades que llegan a niveles patológicos.., pero en otros niveles, de alguna u otra manera, muchos de nosotros acarreamos algo de ésto.

En muchas ocasiones a la hora de Remodelar casas, hacer Proyectos de Arquitectura, o análisis Feng Shui de viviendas, me he topado con situaciones en que a la gente le cuesta demasiado desapegarse de cosas, que en definitiva nada aportan a su diario vivir, y en casos extremos, éstas cosas les quitan un porcentaje importante de espacio habitable convertido en “bodega”.
Recuerdo que nosotros muchos años vivimos en un departamento de no más de 80 m2, eramos 3 personas, un lujo para familias pobres en Chile  por supuesto, pero tomo el ejemplo porque en ese departamento TODOS los espacios eran habitables y todo lo que se guardaba en closet se usaba, de hecho la bodega era muy pequeña y la cocina también. Así que el ejercicio de desapego era algo que fluía muy bien.
José Manuel Menchón, jefe de psiquiatría del hospital de Bellvitge, dice que todo el mundo siente la necesidad de guardar cosas, pero deja de ser algo normal y se convierte en enfermedad cuando lo acumulado ocupa un espacio que no está destinado a guardar y complica el día a día de la persona: “No se trata de coleccionismo. Los coleccionistas clasifican sus adquisiciones y hay un objetivo de terminar algo; en los acumuladores no”.
Pero cuáles son las preguntas que uno debiera hacer a la hora de darse cuenta si está entrando en la etapa “acumuladora” de su vida?.
Pregúntate ésto con la mano en el corazón, o sea contéstate a ti misma con tu profunda verdad:
-Porqué me cuesta deshacerme de tal o cual cosa o cosas?
-Qué valor le doy a las cosas ?  Un valor emocional, económico que me impide darlo de baja?
-Cuántos m3 (metros cúbicos) tengo destinado a acumular? Comparado con el resto de mi casa?
-Lo que tengo guardado lo voy a volver a ocupar?
-Cuál es la profunda carencia que existe detrás de mi acumulación?
-Le temo demasiado a la Escaséz?
-Siento que en mi vida las cosas “no Fluyen”
-Asocio a las cosas con las personas que me lo dieron?
Espero que éstas preguntas a la conciencia ayuden a “liberarse” de las cosas, ya que el mundo no está para acumular, sino para fluir. Siempre le digo a la gente que la vida y la abundancia en las casas no llega porque no hay espacio para cosas nuevas. Hazle el espacio en tu vida a nuevas experiencias, nuevos amores, nueva magia y regala, vende, recicla lo que no usas, hay mucha gente que lo puede necesitar.